EDADES: 6 y más

IMAGEN DIVIDIDA

  • Ayuda a participar en la resolución de problemas
  • Reduce el estrés
  • Promueve el pensamiento crítico y la creatividad.

Los acertijos son una opción de juego popular para padres, maestros y niños porque estos juegos promueven el aprendizaje de una manera entretenida que los niños también disfrutan. Los padres gravitan hacia este tipo de juegos porque son divertidos y educativos. Los rompecabezas, como los juegos mentales, ayudan a desarrollar las habilidades de pensamiento crítico y la resistencia mental del niño. De hecho, los educadores también los integran en las lecciones y el trabajo escolar diario. Los diferentes juegos mentales desarrollan diferentes tipos de habilidades. División de imagen es ideal para los niños que necesitan desarrollar habilidades de resolución de problemas y pensamiento crítico. Este juego también desarrolla la destreza visual y manual. El juego en sí consiste en un pequeño espejo, cartas con patrones y piezas de juego de patrones. Un jugador elegirá una carta y luego intentará replicar el patrón visto en el espejo. Con cada intento, un jugador aprenderá del patrón. Replicar el patrón en la tarjeta contra el espejo manipulando las piezas del rompecabezas requiere paciencia y razonamiento deductivo. Dividir la imagen fomenta la creatividad, la resolución de problemas y la percepción visual. Cada tarjeta de patrón es un nuevo desafío que mantiene a los jugadores involucrados activamente en el juego.

Los juegos de rompecabezas ayudan a mejorar las habilidades de pensamiento crítico. El aspecto de resolución de problemas mantiene al jugador absorto, mientras que el nivel de dificultad en el juego o rompecabezas desafiará y desarrollará las habilidades aprendidas previamente. Un juego como Splitting Image emplea habilidades de pensamiento crítico a través de los patrones de diseño de las cartas. Cada patrón es único, por lo que el niño debe evaluar cada tarjeta y aprender a usar el espejo como herramienta. Los patrones son visualmente agradables, lo que también estimula el cerebro. Splitting Image puede impulsar la creatividad y desafiar a los jugadores a utilizar nuevas formas de pensar.

Los acertijos son una forma divertida y gratificante de pasar el tiempo o combatir el aburrimiento. Estas son una opción popular entre los maestros y los estudiantes para dividir el día escolar con algo divertido que también sea educativo. Poder desconectar y resolver problemas tangibles en forma de rompecabezas y juegos es una excelente manera de reducir el estrés también. A diferencia de otras actividades como enviar mensajes de texto a videojuegos o usar las redes sociales, jugar juegos como Splitting Image mantiene la mente activa. Los estudios han demostrado que después de jugar con juegos mentales, los niños se relajan y son más capaces de concentrarse en la tarea que tienen entre manos. Ya sea en el aula o en casa, los rompecabezas hacen que el aprendizaje sea emocionante.

AJEDREZ, UN JUEGO PARA LA MENTE

  • Mejorar las habilidades de pensamiento crítico
  • Enseña la resolución creativa de problemas
  • Ayuda a mejorar la concentración
  • Ejercita ambos lados del cerebro

El ajedrez es uno de los juegos de mesa más jugados históricamente en todo el mundo. Se juega en casi todos los países y los jugadores, desde niños pequeños hasta personas mayores, pueden disfrutar de lo que tiene que ofrecer. ¿Por qué este juego de mesa es tan popular y durante tanto tiempo? ¿Por qué enseñamos a los niños a jugar desde pequeños en las escuelas? La respuesta es simple, este juego de mesa ha sido probado a lo largo del tiempo y muchos estudios son una gran herramienta de desarrollo para la educación y las habilidades mentales.

El ajedrez es un juego divertido que desafía el cerebro y la capacidad de los jugadores de planificación estratégica y paciencia. Los científicos han estudiado la actividad cerebral de las personas mientras juegan al ajedrez y han descubierto que ambos lados del cerebro se iluminan, involucrando tanto las funciones creativas como las lógicas, como un músico que toca un instrumento. Un jugador necesita visualizar sus movimientos de antemano, anticipándose a los turnos de sus oponentes y, al mismo tiempo, estar presente en un juego que requiere un alto nivel de concentración. Un niño puede beneficiarse de los múltiples niveles de pensamiento necesarios para jugar un buen Juego de ajedrez en todos los aspectos de la vida. Aumentando su memoria, lógica y capacidad mental en general mientras disfrutan de una competencia saludable, es fácil ver cómo ha llegado a ser la longevidad de este juego.

Básicamente, el ajedrez es un juego que trabaja y mejora las habilidades de pensamiento crítico de una persona. Ayuda a los niños a pensar con anticipación a lo que están haciendo mientras elaboran estrategias para sus próximos movimientos. Hacer planes y planes de respaldo, evaluar la situación y deducir los próximos movimientos de su oponente son algunas de las habilidades que los niños adquieren en el ajedrez. Una persona que juega al ajedrez aprende a estar orientada a los detalles, organizada y preparada. A la larga, esas son grandes habilidades que se aplican a casi cualquier situación que la vida pueda presentarte.

El ajedrez enseña directamente sobre resolución de problemas y ejecución de planes. Debido a cómo está configurado el juego, los jugadores deben pensar de manera creativa para encontrar soluciones cuando su oponente los desafía. El niño aprende a ver los diferentes ángulos de un problema para decidir cuál será el curso de acción correcto. El niño está desarrollando las habilidades cognitivas que son cruciales para el éxito en la vida con cada juego que juega. Este tipo de resolución de problemas y lógica estratégica se puede aplicar a otras materias como matemáticas y lectura crítica a medida que avanzan en su trabajo escolar.

Para los niños que tienen dificultades para prestar atención, el ajedrez puede ser una gran herramienta para ayudarlos a concentrarse en una cosa a la vez. El juego requiere un alto grado de concentración que ayuda a los niños a adquirir las habilidades para mantenerse enfocados en su objetivo final, hacer jaque mate al oponente y reclamar la victoria. Una de las lecciones valiosas que se enseñan en el ajedrez es no distraerse y ser consciente de las piezas y sus movimientos potenciales, tanto para ellos como para sus oponentes. Los jugadores deben dedicar toda su atención al tablero para jugar bien, una buena lección para aprender desde una edad temprana. Una vez que aprenda a jugar al ajedrez, incluidas las estrategias más avanzadas, el juego es muy entretenido y puede ser una fuente definitiva de orgullo para toda la vida.

JUEGA JENGA

  • Mejorar la coordinación mano-ojo
  • Aumenta las habilidades lógicas
  • Enseña la resolución creativa de problemas
  • Mejora la concentración

El juego de Jenga es bien conocido por su simplicidad en el diseño: una torre de ladrillos de madera que deben ser retirados uno a uno, hasta que uno de los jugadores hace que la torre se derrumbe. Este popular juego también ofrece algunos beneficios inesperados que vale la pena mencionar. Jugar Jenga mejora las habilidades motoras finas, la destreza, la concentración y las capacidades de percepción. El juego anima a los niños a divertirse mientras practican estas funciones clave que serán beneficiosas cuando se enfrenten a varios obstáculos que puedan surgir más adelante en la vida. 

Agarrar cada ladrillo de madera de la pila de Jenga puede ser un verdadero desafío, especialmente cuando ya hay muchos ladrillos. El juego está diseñado para volverse más desafiante a medida que avanza. Los jugadores deben demostrar paciencia y destreza debido al cuidado con el que se debe sacar y reemplazar cada ladrillo. Aquí es donde entra en juego el uso de la motricidad fina. Jenga también requiere el uso de la lógica y crea oportunidades para que los jugadores resuelvan problemas al percibir qué ladrillo es probable que avance en el juego y cuáles harían que la torre se caiga. Practicar la observación y usar la lógica ayudará a los niños a aprender a identificar patrones y les ayudará con muchas actividades diarias como estudiar, interacciones sociales y quehaceres. La concentración también se fomenta durante el juego, lo que hace que los jugadores se concentren en la tarea en cuestión para lograr un objetivo. 

Jenga se considera comúnmente como un juego de fiesta porque las reglas son simples y es increíblemente divertido de jugar. Si bien todo esto es cierto, también se puede utilizar como una gran herramienta educativa. De hecho, es tan fácil adaptar Jenga para necesidades de aprendizaje específicas que se ha convertido en un juego muy popular para los educadores. Puede personalizarse fácilmente escribiendo un tema o una pregunta en cada bloque que debe responderse con cada turno; de repente, se convierte en una herramienta de estudio divertida y eficaz. Con todos los beneficios y el entretenimiento que este juego tiene para ofrecer, no es difícil ver por qué Jenga sigue siendo tan popular entre los adultos y los niños. 

JUEGOS DE CARTAS DE JUEGO NUMERADOS

  • Mejora las habilidades matemáticas y de computación.
  • Mejora la cognición visual
  • Mejor retención de memoria
  • Refina la lógica y la estrategia

No es raro tener una baraja o dos de cartas guardadas en la casa, esperando que surja una situación para ser utilizada. Las cartas han sido un elemento fijo en las noches de juegos familiares, las fiestas y las aburridas tardes de los domingos durante muchos años, y con razón. Son una fuente de entretenimiento sencilla y económica que no requiere nada más para disfrutar. Hay literalmente cientos de juegos diferentes que se pueden jugar en una baraja de cartas y se pueden disfrutar solo o con amigos. Hoy en día, donde la mayor parte de nuestro entretenimiento gira en torno a mirar una pantalla, muchas personas eligen volver a juegos de cartas como alternativa a esto. Los juegos clásicos como las cartas nos ayudan a desconectarnos de la tecnología y reconectarnos entre nosotros, lo que es cada vez más difícil de encontrar en un mundo que se ha saturado de televisión, redes sociales y videojuegos.

Es fácil ver cómo las tarjetas son posiblemente la fuente de entretenimiento más versátil del mundo, pero incluso tienen más que ofrecer. Por naturaleza, todos los juegos de cartas requieren cierto nivel de pensamiento. Al participar en este tipo de entretenimiento activo, nuestros cerebros también se benefician de varias maneras. Ya se sabe que muchos juegos de cartas con números son herramientas educativas eficaces. Jugar a estos juegos nos obliga a usar y practicar una serie de habilidades cognitivas y pueden usarse para ayudar a aprender otras nuevas. Dependiendo de las cartas y el juego, es probable que se utilicen habilidades como matemáticas, memoria, lógica, estrategia y pensamiento crítico, ¡algunas de ellas todas a la vez!

Jugar juegos de cartas juntos puede ser una excelente manera para que los padres se vinculen con sus hijos mientras los ayudan a desarrollar habilidades valiosas al mismo tiempo. Los juegos como Crazy Eight son excelentes para desarrollar la coordinación ojo-mano porque este juego de ritmo rápido requiere que los jugadores se muevan tan rápido como sus ojos pueden ver el mazo. También ayudará a mejorar la capacidad cognitiva y el pensamiento rápido, ya que los movimientos se realizan tan rápido como un jugador puede mover sus manos. Muchos juegos de cartas son especialmente beneficiosos para la memoria. La concentración es un juego de memoria clásico que se puede jugar con un mazo estándar y es lo suficientemente simple para que lo jueguen los niños pequeños, pero también se puede modificar a medida que aumenta el nivel de habilidad. Otros juegos como Solitary y Go Fish implican el uso de la lógica y el razonamiento deductivo. Los jugadores aprenderán a pensar de manera más estratégica y a utilizar la observación y el análisis mientras juegan juegos como estos.

EL ARTE DEL ORIGAMI

  • Mejora la motricidad fina y el desarrollo cerebral.
  • Ayuda a mejorar la resolución de problemas y la lógica.
  • Ejercita ambos lados del cerebro
  • Mejora la concentración y la conciencia espacial

Origami de ori que significa "plegado" y kami que significa "papel" (kami cambia a gami debido a rendaku) es el intrincado arte del plegado de papel, que a menudo se asocia con la cultura japonesa. En el uso moderno, la palabra "origami" se ha expandido para ser un término inclusivo para todas las prácticas de plegado, independientemente de su cultura de origen. El objetivo es transformar una hoja de papel cuadrada plana en una escultura terminada mediante técnicas de plegado y esculpido, como la famosa grulla de papel.

Los practicantes de origami modernos generalmente desaconsejan el uso de cortes, pegamento o marcas en el papel, ya que se considera contrario al arte y la habilidad tradicionalmente desarrollados. Las carpetas de origami a menudo usan la palabra japonesa kirigami para referirse a diseños que usan cortes, diferenciándolos del enfoque más clásico.

Se ha demostrado que el origami mejora las habilidades de visualización espacial mediante el aprendizaje práctico. Estas habilidades permiten a las personas comprender, caracterizar y construir su propia lengua vernácula para el mundo que ven a su alrededor. Puede encontrar origami o formas geométricas en todas partes de la naturaleza, y luego se describen en términos geométricos. Los investigadores han descubierto que los estudiantes que usan origami se desempeñan mejor en las disciplinas matemáticas y lógica. Es potencialmente un recurso sin explotar para complementar la instrucción matemática y se puede utilizar para la construcción geométrica, la determinación de fórmulas geométricas y algebraicas, todo mientras aumenta la destreza manual en el camino. Además de las aplicaciones estrictamente matemáticas, el origami es una excelente manera de fusionar ciencia, tecnología, ingeniería, arte y matemáticas, todo en uno. Puede usar origami para determinar el área aplicando una fórmula a una situación del mundo real. Se ha descubierto que fortalece la comprensión de conceptos geométricos, fórmulas y etiquetas. A la gente le encanta el origami, incluso si no lo piensa en términos formales, como lo demuestra lo enamorados que estamos de ver por primera vez un avión de papel, un sombrero de papel o un barco de papel. Y aunque no siempre lo pensamos de esta manera, el origami nos rodea, desde sobres, abanicos de papel y pliegues de camisas hasta folletos y elegantes toallas. Está a nuestro alrededor.

EL JUEGO DEL SIGLO ANTIGUO DE MAJONG

  • Ayuda en la cognición visual
  • Mejora la retención de la memoria
  • Mejora las habilidades sociales
  • Ayuda a mejorar las habilidades lógicas

Con tantas herramientas educativas nuevas en el mercado hoy en día, las opciones pueden resultar abrumadoras cuando se buscan formas de ayudar a los niños a aprender habilidades esenciales para la vida. La tecnología ha abierto un enorme mercado para dispositivos electrónicos diseñados específicamente para enseñar habilidades motoras y cognitivas básicas. Si bien la tecnología ciertamente tiene su lugar en la educación, vale la pena recordar algunas de las alternativas que ya han resistido la prueba definitiva del tiempo. A lo largo de los años, muchos rompecabezas y juegos clásicos se han ganado su credibilidad a través de la longevidad, lo que demuestra que lo nuevo no siempre significa mejor. Juegos como Mahjong son un gran ejemplo de esto: un sencillo y juego atemporal que todavía es tremendamente popular hoy en día, y con razón. Jugando Majong se ha demostrado que ayuda a mejorar la retención de la memoria y las habilidades lógicas.

Personas de todas las edades se beneficiarán de juegos como Mahjong, ya que estos juegos mejoran la retención de la memoria, la cognición y la toma de decisiones mediante la lógica. En el juego, cada jugador recibe catorce fichas con diferentes símbolos que debe memorizar. Para ganar, la toma de decisiones estratégicas es fundamental. Los jugadores también deben analizar a sus oponentes a lo largo del juego para anticipar los próximos movimientos. El objetivo es tener cuatro de tres fichas idénticas, o tres del mismo palo y un par. Al jugar, los niños están expuestos a todas estas valiosas habilidades, que se practicarán y desarrollarán con el tiempo y el juego continuo. Majong en particular también puede ayudar con la coordinación ojo-mano y las habilidades motoras finas, proporcionando estimulación visual sin la necesidad de ningún dispositivo electrónico.

Permitir que los niños desarrollen estas habilidades de primera mano a través de actividades como juegos y rompecabezas tiene ciertas ventajas; por ejemplo, es más fácil desarrollar una habilidad que ya hemos experimentado que algo sobre lo que solo hemos leído o visto en una pantalla. Aprender a través de la exposición y el juego facilita la creación de conexiones y la aplicación creativa del conocimiento en muchos aspectos de la vida. La estrategia, la memorización y el pensamiento crítico requeridos para Majong permitirán tanto a niños como a adultos ejercitar estas habilidades de una manera divertida y emocionante.

es_ESSpanish
en_USEnglish es_ESSpanish